El día de hoy, México depositó ante la Organización Mundial del Comercio (OMC) el instrumento de aceptación del Protocolo de Enmienda al Acuerdo de Marrakech por el que se establece la OMC, mediante el cual se incorpora el Acuerdo sobre Facilitación del Comercio (AFC) al anexo que contiene los Acuerdos Multilaterales sobre el Comercio de Mercancías, que constituye el primer acuerdo multilateral logrado desde la creación de la OMC en 1995.

A través de este instrumento, firmado por el Presidente Enrique Peña Nieto y ratificado por el Senado de la República, México reafirma una vez más su compromiso con la apertura comercial y la facilitación del comercio como herramientas para detonar el crecimiento económico.
El objetivo del AFC es impulsar el comercio mundial agilizando el movimiento y despacho de aduana de las mercancías, para  hacer más eficientes los trámites y operaciones de comercio exterior, eliminar obstáculos administrativos y reducir los tiempos de entrega y costos de transacción. El AFC: i) otorgará certidumbre jurídica a los agentes económicos y actualizará las normas de la OMC para incorporar prácticas que las aduanas han desarrollado en el transcurso de los últimos 20 años (i.e. automatización de procedimientos aduaneros, pagos electrónicos, y creación de la ventanilla única de comercio exterior); y ii) promoverá la cooperación aduanera y el intercambio de información entre autoridades aduaneras de los Miembros de la OMC, con el fin de combatir el contrabando y fraude comercial, y contribuir a la capacitación y profesionalización del personal aduanero.
  • La OMC estima que la implementación del AFC supondrá una reducción de los costos asociados al comercio de 10-15%.
Los beneficios del AFC para México son:
  • Reforzará la productividad y la capacidad exportadora del país, al permitirle comerciar de forma más rápida y eficiente con los otros 163 países miembros de la OMC.
  • Creará incentivos para atraer y retener la inversión extranjera directa, al agilizar la entrada de mercancías en mercados exteriores y disminuir los costos del comercio a través de la simplificación de procedimientos aduaneros.
  • Mejorará la participación de México en las cadenas internacionales de suministro, mediante procedimientos aduaneros y portuarios rápidos y eficientes.
  • Generará mayor transparencia en las operaciones de comercio exterior.
El AFC entrará en vigor una vez que éste sea ratificado por dos terceras partes de la membresía de la OMC; es decir, al menos 109 de sus 163 Miembros. Actualmente, incluyendo a México más de la mitad de la membresía de la OMC ha ratificado el Acuerdo.