Buenas tardes.

Muchas gracias a las y los representantes de los medios de comunicación.

Saludo al Ingeniero Oscar Zepeda Ramos, Director General de Protección Civil, y al Doctor Jorge Zavala Hidalgo, Coordinador General del Servicio Meteorológico Nacional.

El motivo de esta reunión es informar que el Servicio Meteorológico Nacional de la Conagua, está pronosticando un fuerte temporal de lluvias en los estados del Pacífico, debido a la presencia de dos bajas presiones con probable formación ciclónica.

Primera Baja Presión

El centro de la primera baja presión se encuentra a 445 kilómetros al sureste de la frontera entre Chiapas y Guatemala y tiene un 80% de probabilidad de formación ciclónica durante los próximos cinco días. La baja presión se desplaza hacia el oeste-noroeste a 20 kilómetros por hora, más rápido que el promedio de estos sistemas, que es de 13 kilómetros por hora.

El pronóstico de su trayectoria indica que atravesaría el Golfo de Tehuantepec y, en principio, continuaría muy cerca del sur y suroeste de México, recorriendo las costas de los estados de Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Michoacán, Colima y Jalisco.

En esta ocasión las aguas del océano están a una temperatura superior a los 30 grados centígrados, lo que es mayor que su promedio histórico y

proporcionan energía y humedad suficiente para que la baja presión se fortalezca.

Debido a que este sistema tiene una amplia cobertura nubosa de unos 700 kilómetros de diámetro y, al moverse la baja presión cercana a la costa, producirá lluvias intensas a torrenciales en zonas costeras y montañosas de los estados del sur de nuestro país.

Segunda Baja Presión

El segundo sistema de baja presión se encuentra a 860 kilómetros al oeste-suroeste de Cabo Corrientes, Jalisco. Tiene 40% de probabilidad de formación ciclónica y se desplaza lentamente hacia el este, aproximándose gradualmente a las costas del occidente de nuestro país.

El Servicio Meteorológico pronostica que estos dos sistemas de baja presión podrían tener una interacción binaria y que, durante el fin de semana, podrían intercambiar humedad a través de sus bandas nubosas muy cerca de las costas de Guerrero, Michoacán, Colima y Jalisco.

Para hoy jueves, se pronostican lluvias intensas, de 75 a 150 litros por metro cuadrado, en Guerrero y Oaxaca, así como lluvias muy fuertes, de 50 a 75 litros por metro cuadrado, en Michoacán y Chiapas.

Para mañana viernes, el pronóstico es que ocurrirán lluvias intensas, de 75 a 150 litros por metro cuadrado, en Chiapas, Oaxaca y Tabasco.

Para el sábado, se pronostican lluvias torrenciales, de 150 a 250 litros por metro cuadrado, en Guerrero y Oaxaca, así como lluvias intensas, de 75 a 150 litros por metro cuadrado, en Chiapas.

En este momento, tras el análisis de la información actual, el Servicio Meteorológico Nacional pronostica que el domingo podrían ocurrir lluvias extremas con acumulados superiores a los 250 litros por metro cuadrado en el sur de Michoacán y en Colima, así como lluvias superiores a 150 litros por metro cuadrado en el occidente de Jalisco.

Debido a la combinación de estos dos fenómenos atmosféricos, se pronostica que las acumulaciones puntuales totales de lluvia durante los próximos cinco días, pueden superar los 300 litros por metro cuadrado en zonas de Colima y regiones costeras de Michoacán y Guerrero. Esto representa aproximadamente el 30% de la lluvia de todo un año en esa zona del país, que es una región afectada por las lluvias de Lorena.

Estas lluvias pueden generar un incremento en los caudales de ríos y arroyos, así como inundaciones en las zonas bajas de dichos estados, con posibilidad de deslizamientos de terreno y afectaciones en caminos y tramos carreteros.

Conagua mantiene especial vigilancia en los ríos que se encuentran en la zona de lluvias, principalmente en seis entidades:

1. En Chiapas, en el río Lagartero, a la altura de Arriaga; en el río Zanatenco, a la altura de Tonalá; en el río Pijijiapan, a la altura de la localidad del mismo nombre y en el río Tilapilla, a la altura de Mapastepec.

2. En Oaxaca, en el río Ostuta, a la altura de Francisco del Mar; en el río Tehuantepec, a la altura de Salina Cruz; en el río Coyula, a la altura de Santa María Huatulco; en el río La Arena, a la altura de Pinotepa Nacional y Colotepec, a la altura de Puerto Escondido.

3. En Guerrero, en el río Papagayo, a la altura de Acapulco; en el río Coyuca, a la altura de Coyuca de Benitez y en el río Ixtapa, a la altura de Ixtapa Zihuatanejo.

4. En Michoacán, en el río Balsas, a la altura de Lázaro Cárdenas y en el río Los Otates, en Tepalcatepec.

5. En Colima, en el río Armería, a la altura de Colima, Coquimatlán, Tecomán, Cofradía, Armería y Bayardo.

6. En Jalisco, en el río Marabasco, a la altura de Cihuatlán; en el río Tomatlán, a la altura de la localidad del mismo nombre y en el río Mascota, en el tramo que comprende las localidades de Mascota, Ixtapa, Las Adjuntas y Puerto Vallarta.

Es importante mencionar que la Conagua vigila de manera permanente a las presas ubicadas en la zona de lluvias pronosticada. En especial, se vigilan aquellas cuyo almacenamiento supera el 85%, como es el caso de:

1. En Chiapas, en la presa Juan Sabines, de vertedor libre (103.82% de llenado)

2. En Oaxaca, en la presa Benito Juárez, de vertedor libre (61.34% de llenado).

3. En Guerreo, en la presa Revolución Mexicana, de vertedor libre (102.49% de llenado).

4. En Michoacán, en las presas de vertedor controlado La Villita (90.24% de llenado) e Infiernillo (64.36% de llenado).

5. En Colima, en Laguna de Amela de vertedor libre (93.89% de llenado).

6. En Jalisco, en la presa de vertedor controlado, Cajón de Peña (107.56% de llenado), así como Trigomíl, Tacotán y Corrinchis de vertedor libre.

De los 21 Centros Regionales de Atención de Emergencias (CRAE’s) con que cuenta la Conagua, en la zona de interés están los siguientes:

– Acapetahua, Chiapas

– San José del Progreso, Oaxaca

– Chilpancingo, Guerrero

– Guadalajara, Jalisco y

– La Paz, Baja California Sur

En estos cincos CRAE’s contamos con 345 equipos especializados de emergencias para realizar acciones de bombeo en zonas inundadas, desazolve de sistemas de drenaje, plantas de energía, así como pipas y plantas potabilizadoras, entre otros.

Se recuerda que aparte de las funciones de la Conagua para avisar ANTES y DURANTE el evento, a través del Servicio Meteorológico Nacional, entre nuestras responsabilidades está el restablecer a la brevedad los servicios de agua potable, drenaje y riego.

El próximo aviso de la Conagua será a las 19:00 horas de hoy.

Asimismo, vamos a seguir trabajando con la Coordinación Nacional de Protección Civil, SEDENA, SEMAR y otras autoridades de los tres niveles de gobierno para proteger a la población y a su patrimonio ante esta emergencia.

Finalmente, pido a las y a los habitantes de estos Estados que estén atentos a los avisos oficiales de la Conagua y a las recomendaciones emitidas por Protección Civil. La seguridad de los mexicanos y mexicanas es nuestra prioridad.