· Los partidos pueden renunciar al presupuesto a través de una solicitud al Instituto, pero éste no puede modificar el monto asignado: Lorenzo Córdova

El Consejero Presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova Vianello, enfatizó que el Instituto no es responsable de decidir cuánto dinero les corresponde a los partidos políticos nacionales, sino que su función y obligación legal es calcular el financiamiento público con estricto apego a las disposiciones mandatadas en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

En declaraciones al término de su participación en el seminario Reforma Electoral. De cara al futuro inmediato, detalló que las normas constitucionales son producto del consenso de los partidos políticos y que, actualmente, estipulan que el dinero público para las actividades ordinarias permanentes debe fijarse anualmente, multiplicando el número de personas inscritas en el Padrón Electoral por el 65 por ciento del valor diario de la Unidad de Medida y Actualización (UMA), el monto resultante se distribuye 30 por ciento igualitario entre los partidos y 70 por ciento, de acuerdo con el porcentaje de votos obtenido en la elección de diputaciones inmediata anterior.

El Consejero Presidente consideró necesario que la base del cálculo de los montos del financiamiento a los partidos sea revisado y discutido por los legisladores, en especial, a nivel local.

Señaló que la única vía legal para que los partidos renuncien a sus prerrogativas es que notifiquen al INE su deseo de no recibir una parte (o la totalidad) de sus ministraciones mensuales y, entonces, el Instituto estaría en posibilidades de reintegrar ese dinero a la Federación.

Comunicado de Prensa PORQUE MI PAÍS ME IMPORTA

www.ine.mx

www.centralelectoral.ine.mx Tw: @INEMexico Fb: INE México

Recordó que, luego de los sismos de 2017, por acuerdo de los partidos políticos, fue reintegrado a la Tesorería de la Federación una parte del financiamiento que les correspondía en el último periodo del año; y mencionó que ese reintegro es una decisión de los propios institutos políticos, en ejercicio de su autonomía.

El financiamiento que corresponde a los partidos políticos nacionales para el ejercicio 2020, aprobado por la Comisión de Prerrogativas y Partidos Políticos el 6 de agosto, se divide en cuatro rubros:

Actividades ordinarias Se asigna 30% de forma igualitaria y 70% proporcional a la votación obtenida en la elección