Con la intención de que el Estado garantice a los estudiantes una educación pública que les permita enfrentar los retos en esta nueva era del conocimiento, maestros del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) presentaron 27 propuestas en la tercera audiencia organizada por el Congreso de la Unión, entre las que se encuentran presupuesto suficiente, mejorar la atención en planteles de zonas rurales y marginadas, considerar a la población migrante, así como fortalecer la educación artística y física.

Previo a su asistencia a la Cámara de Diputados para la discusión de la Ley General de Educación, los profesores del SNTE, participantes en la audiencia, se reunieron en la sede nacional del Sindicato con su secretario general, Alfonso Cepeda Salas, quien subrayó que con sus iniciativas, una vez más, la organización magisterial demuestra el compromiso con la mejora de la educación en México y con los alumnos.

“En cuanto a los estudiantes, cómo hacer para que el centro del proceso enseñanza-aprendizaje, del hecho educativo, sea el alumno, sean los estudiantes, y cómo lograr también que los contextos educativos que se generen o que existan puedan adaptarse a los intereses, a las condiciones de los niños, de los adolescentes, de los jóvenes que se están educando. También, dotar a los centros educativos de una infraestructura escolar adecuada y de docentes profesionales para promover una educación que pueda logar que nuestros estudiantes se ubiquen en la era del conocimiento que ya sabemos, cambia de una manera vertiginosa”.

Cepeda Salas destacó la amplia participación del SNTE en las dos audiencias previas en el Congreso de la Unión, donde el 60 por ciento de las ponencias fueron de agremiados; en tanto que en la jornada de hoy, de las 40 exposiciones, 20 correspondieron al Sindicato, además de que se entregaron siete más por escrito.

Las principales propuestas planteadas este día incluyen:

Definir, de acuerdo a lo expresado en el Artículo 3º Constitucional, al ciudadano que queremos tener en 20 años y con base en ello, diseñar una política educativa de Estado.
Fortalecer e innovar, desde la malla curricular, a las Escuelas Normales, considerando el contexto socio-económico y cultural de cada una.

Articular de manera eficiente la formación inicial, permanente y continua.
Otorgar todas las herramientas y recursos necesarios a cada institución educativa, atendiendo sus requerimientos de infraestructura, tecnología, mobiliario, rehabilitación y mantenimiento.
Hacer de la educación física un elemento indispensable en los desafíos para garantizar una educación de excelencia.
Crear un programa de formación y práctica de valores, donde los padres de familia sean los principales promotores en colaboración con la escuela.

Diseñar un programa específico para escuelas multigrado.
Elaborar programas para atender a las niñas, niños, adolescentes y jóvenes migrantes, dentro de las escuelas regulares.

Establecer que en las escuelas de educación básica los alumnos complementen su educación con clases de educación artística.

Asegurar que las escuelas rurales e indígenas reciban en tiempo y forma los materiales educativos actualizados con el modelo educativo vigente.

Garantizar una formación inicial y hasta educación superior en lengua indígena.
Incorporar en el currículum las actividades tecnológicas.

Fortalecer los Centros de Atención Múltiple, para garantizar el derecho a la educación, a las niñas, niños y adolescentes con discapacidades severas o múltiples.

Conformar equipos de especialistas en escuelas regulares para asesorar al personal docente sobre la atención a alumnos con alguna discapacidad o aptitudes sobresalientes.

Con estos planteamientos, los maestros del SNTE construyen un mejor horizonte para las nuevas generaciones.