La certificación de más de 13 mil productores con el sello orgánico otorga un valor agregado a los bienes que generan y permite abrir nuevos mercados, tanto nacionales como internacionales, particularmente en Europa donde el consumo de dichos productos se encuentra al alza.

De acuerdo con un informe de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) las certificaciones corresponden a una superficie de 92 mil 933 hectáreas con diversos cultivos, principalmente café, maíz, aguacate y complementan las lista, alfalfa, frijol, agave, sorgo, ajonjolí, mango, limón, plátano y pimienta, entre otros.

En la certificación participan organismos avalados por el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA), quienes regulan que los bienes animales, vegetales, entre otros, sigan procesos que limiten, restrinjan o prohíban la utilización de insumos como los químicos.

Ventas al extranjero por más de 130 mdd

La SAGARPA informó que las ventas al extranjero de productos orgánicos promedian en el último trienio 136 millones de dólares, correspondientes a 26 insumos, principalmente frutas y hortalizas, que tienen presencia en diferentes mercados internacionales.

Los seis principales productos son aguacate, con un valor de 43.1 mdd; café, 32.9 mdd; plátano, 21.4 mdd; mango, 19.2 mdd; chile pimiento, 18 mdd, y café descafeinado, 900 mil dólares.

Respecto a los alimentos procesados como mermeladas, conservas u otros derivados, destacan el mango, café, sábila, aguacate, limón y pepino, mientras que, en jugos, néctares y destilados, destacan el tequila, jugos de vegetales, pulque, así como agua y leche de coco.

Las entidades con mayor número de superficie certificada como orgánica son Oaxaca con 19 mil 500 hectáreas, principalmente maíz y café; Chiapas con 13 mil 455 hectáreas, mango y café; Michoacán con ocho mil 668 hectáreas; Chihuahua con siete mil 471, principalmente maíz y manzana, además de Nuevo León con seis mil 49 hectáreas de cultivos como lechuga.

Adicionalmente, se trabaja para la identificación con nuevas fracciones arancelarias para ocho productos orgánicos, aguacate, café, plátano, jugo de naranja, chile bell, miel y concentrado de naranja, con el fin de llevar un mejor registro sobre su exportación.